¿Qué colchón elegir si tienes problemas de escoliosis?

colchon problemas escoliosis

La escoliosis es una desviación lateral de la columna vertebral. Esta parte del cuerpo debe ser recta tanto si se ve desde delante como desde detrás. Eso sí, si se ve desde perfil si se tienen que observar cuatro curvas. En la mayoría de los casos, se desconoce su origen, pero en otros se sabe que está relacionado con una malformación durante la etapa embrionaria o está asociada a algunas otras enfermedades. Si padeces esta dolencia, te invitamos a descubrir qué colchón elegir si tienes problemas de escoliosis.

¿Por qué es importante saber qué colchón elegir si tienes problemas de escoliosis?

Uno de los síntomas principales que acompañan a la escoliosis es el dolor de espalda. Por este motivo, muchas personas que padecen esta enfermedad tienen problemas para dormir. Por eso, es tan importante saber qué colchón elegir si tienes problemas de escoliosis.

Debes tener en cuenta que se trata de una enfermedad que afecta alrededor del 2 % de toda la población. Aunque como hemos comentado en ocasiones viene acompañado de dolor, en otras se presenta totalmente asintomática.

¿Qué colchón debes elegir si tienes problemas de escoliosis?

Para evitar muchas de las molestias que sufren los pacientes que padecen escoliosis es importante procurar un adecuado descanso. Aunque son más las cuestiones que influyen, una de las más importantes es contar con el colchón adecuado.

Es cierto que escoger el colchón más adecuado no va a curar esta dolencia ni mucho menos, pero sí va a contribuir a mejorar la situación de los pacientes que padecen esta enfermedad. Aunque lo más importante es que no va a empeorar su estado, algo que sí puede suceder si se apuesta por un mal colchón.

Es verdad que algunos pacientes no tienen ningún tipo de molestia, pero otros sienten presión en la espalda o distintos puntos de dolor a la hora de dormir, lo que dificulta bastante el descanso.

Elegir un buen colchón consigue aliviar los puntos de prisión y además ofrece el soporte adecuado para la zona. Sin olvidar que el peso del cuerpo de la persona se reparte a lo largo de toda la superficie, algo que también mejora el sueño. De esta manera, el paciente se siente mejor por las noches y el descanso es de mayor calidad.

Muchos fabricantes son conscientes de los problemas que tienen los usuarios de sus productos y sin fabricar un colchón que sea específico para este tipo de pacientes, sí es cierto que se diseñan modelos que ayudan a mejorar su estado.

Lo más adecuado es apostar siempre por un colchón viscoelástico, que ofrezca una firmeza media o alta. Es importante que mantenga la estabilidad cuando la persona se acuesta. Además, es posible poner un colchoncillo fino para que el colchón sea más confortable.

Aunque el mejor colchón para espalda con escoliosis es el de viscoelástico, si estás acostumbrado a dormir en una superficie más blanda, te puede costar adaptarte al cambio. Sin embargo, pasados unos días seguro que te vas a ir encontrando cada vez mejor y en pocos días no tendrás dudas: has tomado la decisión correcta.

¿Qué más debes tener en cuenta a la hora de conseguir un descanso de calidad si tienes escoliosis?

Si elegir un buen colchón es fundamental, no lo es menos complementarlo con la almohada adecuada. Elige la correcta para tu postura, que debe permitir que la columna se encuentre alineada en todo momento, dentro de lo que sea posible.

Además, te puede venir muy bien contar con una almohada adicional. Si duermes boca arriba, debes colocarla debajo de tus rodillas. Si duermes de lado, entonces, debes situarla entre tus piernas. Hacerlo así, ayuda a que la tensión de la zona lumbar se reduzca.

Además, es bueno que tengas una serie de buenos hábitos antes de ir a dormir, que contribuirán a que puedas conciliar mejor el sueño, son estos:

  • Intenta irte a dormir todos los días a la misma hora.
  • Cena al menos dos horas antes de irte a la cama.
  • No tomes bebidas estimulantes por las tardes si tienes problemas para conciliar el sueño.
  • Tampoco es bueno que hagas deporte en las dos horas previas a la hora de dormir.
  • Aleja las pantallas del dormitorio. Ten en cuenta que además de perjudicar el descanso, la postura que adoptes para mirar tu dispositivo puede contribuir a empeorar los síntomas de la escoliosis.
  • Si te cuesta conciliar el sueño, intenta darte un baño o al menos una ducha caliente. Te ayudará a relajarte y a descansar mejor.
  • La habitación debe tener el ambiente adecuado. La temperatura debe ser de unos 23 grados para favorecer el descanso, estar bien ventilada, alejada del ruido y sin luces molestas.

Como has visto, saber qué colchón elegir si tienes problemas de escoliosis es clave, como también lo es seguir todas las recomendaciones que has descubierto a lo largo de este artículo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

ver tiendas
16405

Descubre nuestras ofertas y novedades

SUSCRÍBITE A NUESTRA NEWSLETTER

ENJOY READING...

Enter your email address and get the

FREE cheat sheet for blog writing.

Ir arriba